La teoría de las inteligencias múltiples de Howard Gardner

La teoría de las inteligencias múltiples de Howard Gardner

Decir que alguien es inteligente o no en términos absolutos o a través de algún test de inteligencia sesgado sería reduccionista si tenemos en cuenta que en los años 90 el psicólogo Howard Gardner desarrolló su teoría de las inteligencias múltiples en la que diferencia 9 tipos de inteligencia – ahora que lo pienso como los 9 círculos del Infierno de Dante ¿tendrá algo que ver? -.

“Si crees en una inteligencia única, lo que quieres decir es que tienes un sólo ordenador en el cráneo. (…) La reivindicación de las inteligencias mútiples es que tenemos una serie de ordenadores independientes. Uno se encarga de la información musical, otro de la información espacial, otro de la información corporal.”

Howard Gardner

Las 9 inteligencias / talentos de Howard Gardner

La inteligencia lingüística o verbal es la capacidad de un individuo para expresarse oralmente de una manera sencilla para formular ideas complejas y utilizar palabras precisas para calificar su pensamiento.

La inteligencia lógica y matemática es la capacidad de calcular, medir y resolver problemas abstractos. Proporciona a los individuos una gran capacidad de análisis y razonamiento.

La inteligencia espacial o visual es la facilidad con la que un individuo es capaz de imaginar un espacio en tres dimensiones y encontrar el camino de regreso.

La inteligencia corporal o cinestésica es la capacidad de pensar con el propio cuerpo. Las personas con esta inteligencia pueden transmitir emociones a través de su lenguaje corporal.

La inteligencia musical es el dominio de la sutileza melódica y rítmica de un idioma. En particular, te permite expresarte fácilmente en un idioma extranjero gracias a la integración de una buena pronunciación.

La inteligencia interpersonal te permite mantener buenas relaciones con quienes te rodean. Esta forma de inteligencia facilita la comprensión de los demás y la conexión con los demás a través de la empatía.

La inteligencia intrapersonal es el conocimiento que una persona tiene de sí misma. Conoce sus sentimientos, sus fortalezas y sus limitaciones y es diligente en la introspección.

La inteligencia naturalista es la sensibilidad de un individuo a su entorno. Esto es lo que le permite enumerar objetos.

La inteligencia existencial es la capacidad de cuestionar el significado y el origen de las cosas. Esta inteligencia, también llamada espiritual, permite apreciar los límites del mundo viviente y establecer reglas morales.

Inteligencias y nuevas tecnologías

Desde luego el auge de las nuevas tecnologías pone de manifiesto la necesidad de educar a los niños de manera diferente atendiendo más bien a una personalización que potencie sus “dones” y desarrolle positivamente sus “carencias”.

De este modo tener por ejemplo inteligencia interpersonal sería muy útil para comerciantes o profesores, y tener inteligencia espacial sería un as en la manga para arquitectos, pilotos o carpinteros.

Ahora bien, ¿si no nacemos con inteligencia lingüística debemos renunciar a ser traductora, abogada o periodista? Quizá deberíamos potenciar la adquisición de esa inteligencia para dedicarnos a lo que deseamos… ¿O talvez debemos orientar a los niños depende a qué oficio dependiento del tipo de inteligencia que posea? En cualquier caso esta teoría podría poner de manifiesto que una educación única y homogénea para todos no es el mejor de los métodos. ¿Qué pensáis?

Os dejo la entrevista que le hicieron en el maravilloso programa REDES a Howard Gardner a continuación